germán álvarez-garcillán

Germán A. Garcillán (1956), licenciado en derecho y empresario, es mal jurista, poco emprendedor, amante de los ratos muertos, la teología y los ripios. Estos últimos, gestionados con la insistencia, constancia y confianza de que el autor carece pero que su mujer posee en exceso, han dado lugar a sucesivas obras teatrales, con periodicidad anual, desde 2010.

© 2013 Paloma  Cela